FUE CREADO POR EL CONICET JUNTO A OTRAS INSTITUCIONES
Observatorio ambiental contra la desertificación
El objetivo general del observatorio es contribuir a la prevención, control y mitigación de la degradación de tierras y la desertificación a través del monitoreo del territorio.
Redacción El Santafesino
13/07/2012

El objetivo general del observatorio es contribuir a la prevención, control y mitigación de la degradación de tierras y la desertificación a través del monitoreo del territorio. La degradación aparece como consecuencia del uso inadecuado por parte del hombre: el suelo pierde nutrientes y capacidad productiva.
Fuente: El Santafesino

El Conicet, junto con la Secretaría de Ambiente, el INTA, la Facultad de Agronomía de la UBA y el Instituto Argentino de Investigaciones de las Zonas Áridas (Iadiza), presentaron el Observatorio Nacional de la Degradación de Tierras y Desertificación.

El objetivo general del observatorio es contribuir a la prevención, control y mitigación de la degradación de tierras y la desertificación a través del monitoreo del territorio. La degradación aparece como consecuencia del uso inadecuado por parte del hombre: el suelo pierde nutrientes y capacidad productiva. Si este proceso no se revierte lleva a la desertificación, con tierras que ya no son aptas para el cultivo o pasturas.

La investigadora del Conicet y directora del Instituto Argentino de Investigaciones de las Zonas Áridas (Iadiza- Conicet), Elena María Abraham expresó que la creación del Observatorio Nacional de la Degradación de Tierras y Desertificación es el resultado de un trabajo conjunto de años.

“Es promover un esfuerzo a nivel nacional de evaluación y monitoreo de la degradación de tierras y desertificación”, asegura. La investigadora y su equipo trabajan hace más de veinte años en el monitoreo del estado de la tierra en Argentina y en el diseño de acciones para prevenir su degradación”, añadió.

De acuerdo con el Programa de Acción Nacional de Lucha contra la Desertificación de la Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable (SAyDS), el 75 por ciento de las tierras del país son áridas o semiáridas. Los estudios del observatorio se concentrarán en una primera etapa en estas áreas, pero a posteriori se ampliaría la cobertura también al 25 por ciento restante.

“Se monitorearán los cambios en el uso de la tierra, aspectos socioeconómicos, especialmente los relacionados con la producción, erosión del suelo y la disponibilidad de agua”, explica Abraham. A esto se sumará el control de los cambios en la flora y fauna, que pueden verse afectados a medida que la tierra se degrada o desertifica.




Leer mas sobre