MEDIA Y TÉCNICA
Situación actual de las Juntas de Calificación Profesional
El gremio de los docentes reclama la definitiva conformación de las Juntas de Calificación Profesional que determinan los escalafones para ingresar en las escuelas medias y técnicas de la provincia.
Redacción El Santafesino
10/05/2007


AMSAFE La Capital denuncia, una vez más, el atraso y los errores en la confección de los escalafones por parte de las Juntas de Calificación Profesional para las escuelas medias y técnicas, dependientes del Ministerio de Educación de la provincia de Santa Fe. Actualmente, los cargos y horas cátedra se ofrecen en base a escalafones desactualizados.

En este momento, las Juntas de la Zona Norte y Sur no están funcionando por diferentes causas. Comprensiblemente la sede Zona Sur, luego de los factores climáticos de fines de marzo, se encuentra inutilizable pero, en el caso de la sede Zona Norte, “exigimos al Ministerio la relocalización definitiva y completa, en un ámbito de trabajo adecuado” ya que “en momentos en que debían estar terminando e imprimiendo los escalafones la Junta fue, en los hechos, disuelta”.

Las Juntas de Calificación son el medio más idóneo que tienen los trabajadores de escuelas medias y técnicas para acceder, en forma transparente y democrática, a un puesto de trabajo. Por esta razón, “exigimos la inmediata convocatoria de los miembros titulares y suplentes de ambas Juntas de Calificación para que se aboquen, sin más dilaciones, a terminar los escalafones”.

Respecto a las acciones del gobierno provincial, el gremio advierte que “el desinterés puesto de manifiesto por las diferentes gestiones ministeriales fue tan grande, que ninguna actuó nunca con criterios similares a los utilizados por la anterior”.

En los últimos cinco años, en diferentes oportunidades, AMSAFE La Capital ha puesto de relieve está situación a funcionarios provinciales. Algunos ejemplos sirven para describir la respuesta obtenida desde la esfera oficial: “un ministro cambió a todos los miembros ministeriales (mayoritarios) al mismo tiempo, en momentos en que se estaban elaborando los escalafones. Se produjeron cambios permanentes en los programas informáticos utilizados para el proceso de escalafonamiento sin que, hasta el momento, ninguno haya logrado incluir todos los espacios curriculares, áreas, disciplinas y cargos necesarios en las escuelas. En otra oportunidad se retrasó la impresión de los escalafones por ¡falta de papel!. Algunos funcionarios se aventuraron en innovaciones tales como las inscripciones automáticas, que no otorgaban a los inscriptos ninguna constancia”.




Leer mas sobre