ADHESIÓN AL RÉGIMEN DE COMPENSACIÓN DE CRÉDITOS Y DEUDAS
Esperanza ajustará cuentas con el gobierno provincial
A partir de la adhesión al decreto Nº 504/07 el municipio podrá ajustar cuentas con la provincia, es decir, reclamar deudas y cobrar lo correspondiente desde el año 1996 hasta el 2004.
Redacción El Santafesino
28/05/2007


El viernes 18, el intendente Rafael De Pace comunicó al gobierno provincial la ordenanza recientemente sancionada por la cual la Municipalidad de Esperanza se adhiere al Régimen de Compensación de Créditos y Deudas entre el Municipio y el Sector Público Provincial, implementado por Decreto Provincial Nº 504/07. Este régimen permitirá que los municipios que adhieran y la provincia puedan “compensar” créditos y deudas entre sí, estableciéndose un saldo definitivo a pagar por quien resulte “deudor neto”.

Al respecto De Pace señaló que “este proceso, impulsado desde el gobierno de la provincia, nos permitirá reclamar viejas deudas del municipio con la provincia y cobrarlas”.

Esperanza es, históricamente, un municipio que resulta acreedor neto en este tipo de procesos ya que son muy pocas las deudas con la provincia y muchos los créditos, tal como quedara demostrado en el Régimen anterior, cerrado en enero de 1996.

“La intensa ejecución de obras desarrollada en Esperanza, en los últimos 20 años, es la causa fundamental del nivel de acreencia del municipio”, explicó el intendente De Pace. El Estado Provincial, como cualquier propietario, tiene a su cargo la contribución por los inmuebles de su propiedad, tal como lo prevén todas las ordenanzas de obras recuperables, y la falta de pago en término de estos conceptos, por parte de los organismos provinciales, componen gran parte de las deudas de la provincia con la ciudad.

Cabe destacar que, a diferencia de Esperanza, la mayoría del resto de municipios de la provincia resultó deudora en el Régimen de 1996.