CAPACITARSE PARA CRECER
Jornada a campo para productores en Humboldt
AGH Agronegocios de Humboldt llevó a cabo una jornada a campo que incluyó una capacitación técnica a productores y profesionales. El Ing. Santiago Barberis disertó sobre Definición de ambientes, Caracterización de las variables que definen el rendimiento en Soja, Trabajo sobre modificadores e indicadores de micro y macro ambiente, Clima y Suelo y Pautas de Manejo diferencial por división de ambientes.
Redacción El Santafesino
25/04/2012

El especialista valoró el conocimiento de los productores de la zona. “Es altísimo”, calificó, porque la ambientación está desde hace años y muchas veces el productor, sin saberlo, está ambientando. Sostuvo que el objetivo es ordenar y sistematizar esa ambientación. En este caso, en particular, el valor está en el conocimiento que se tiene de la zona.
Fuente: El Santafesino

En nombre de AGH Agronegocios y Agroservicios Humboldt, el gerente de la firma, Mario Ochoa, dio la bienvenida al nutrido grupo de productores que aceptó la propuesta “con el objetivo de enriquecernos todos con este tipo de jornadas. La idea es aportar a los productores de la zona los conocimientos necesarios para la actividad y recibir de ustedes la experiencia que tienen en el campo día a día. Gracias por estar con nosotros” resumió.

Posteriormente, y antes de la recorrida por los lotes de soja, Eduardo Cicerone, gerente de FN Semillas, explicó los alcances de los productos que ofrece ese semillero. Destacó la alianza realizada con Agroservicios Humboldt y describió las características de esta empresa surgida hace poco más de tres años.

Finalmente, Sebastián Faroldi, uno de los encargados junto a Diegro Strubia de la producción y multiplicación de semillas del AGH, describió los objetivos de los ensayos que se vienen realizado y su relación con la Facultad de Ciencias Agrarias en este plano. La acción comenzó con la exposición de la Ing. Marcela Díaz, de FN, que compartió junto con los productores, una recorrida por los lotes de soja.

Ambientación

La actividad prosiguió con una charla del Ing. Santiago Barberis, quien se explayó sobre las variables que afectan al rendimiento de los cultivos y en particular, el cultivo de soja. Exhibió un resumen del trabajo que se hizo en el invierno pasado junto a productores de la zona, a fin de compartir los resultados y evaluar en qué medida la propuesta que se hace agrega valor. Consultado por Potencia Productiva, Barberis puntualizó que en aquella oportunidad, “se trabajó en detectar los ambientes según potencial y las variables que indicaron los mismos productores de la zona, para con esos ambientes explicar cual es la variedad que más se adapta a los mismos”.

El especialista valoró el conocimiento de los productores de la zona. “Es altísimo”, calificó, porque la ambientación está desde hace años y muchas veces el productor, sin saberlo, está ambientando. Sostuvo que el objetivo es ordenar y sistematizar esa ambientación. En este caso, en particular, el valor está en el conocimiento que se tiene de la zona.

En el plano conceptual, señaló que el ambiente es una zona definida donde hay una variable que determina ese ambiente. “Hay muchas zonas en las cuales es fácil definir un ambiente. En esta zona, es más difícil definirlo. El suelo determina en buena medida un ambiente, pero observamos que hoy en buena medida aquello que incide es el manejo anterior. En esta zona, donde todavía coexiste la agricultura con el tambo, hay particularidades porque el tambo genera un cambio importante en el ambiente”.

A modo de ejemplo, señaló que un suelo rotado con distintos cultivos, con presencia de gramíneas, se comporta muy diferente a un lote que tenga diez años de soja. “Eso modifica el ambiente y en muchos lugares donde la condición del suelo es muy pareja, lo que define la ambientación es el manejo que hace el hombre. Eso nos permite decidir qué tipo de variedad usaremos”.

“En muchas zona del país –completó-, venimos haciendo con FN este tipo de trabajo. Nos ha llamado la atención que en esta zona es donde mayor variedad de opciones encontramos porque conviven zonas muy buenas como puede ser Esperanza, con zonas de cañadas y bajos. El productor utiliza desde grupo 4 en los mejores ambientes, hasta grupo 7. En la mayoría del país, la ganadería se dirige a los peores lugares, en cambio aquí está dentro del sistema. Esto nos sorprende de esta zona: las vacas también están en las mejoras partes del campo. La interacción del tambo y la agricultura genera distintos ambientes. Es una de las zonas donde el productor tiene que trabajar más en relación a las variedades” concluyó.

Ing. Marcela Díaz: Por tercer año consecutivo trabajamos con Agroservicios Humboldt. Desde FN presentamos nuestros productos de soja que tienen buena adaptación en la zona. Tenemos una paleta de productos en la cual cada variedad de soja se posiciona para cada uno de los ambientes. El productor de esta zona es muy inquieto, participativo, está a la espera de las nuevas tecnologías y los conocimientos que podemos brindarles. Siempre tuvimos una muy buena respuesta.

Desafíos y proyectos

El gerente de AGH Agronegocios Humboldt, Mario Ochoa, vaticinó que no será un año sencillo pero que a pesar de esa pespectiva la firma tiene varios proyectos en vista. “Tendremos que estar presentes, siendo muy competitivos y ofreciendo al productor alternativas comerciales y de capcitación” advirtió en diálogo con Potencia Productiva.

Ochoa consideró que los productores están saliendo de una campaña de maíz y de soja “moderadamente bien en nuestra zona pero no tan buena en general”, porque los cultivos de maíz de primera no fueron los mejores y los de soja se recuperaron al final con las lluvias. “A raíz de esto y de la comercialización de trigo que no está habilitada, el productor está apremiado por cuestiones económicas y está en stand by” alertó.

En cuanto a la capacitación, el gerente de AGH sostuvo que la propuesta es una herramienta para que el productor “esté junto con nosotros y brindarle los productos y semillas para que esté actualizado, pero también devolverle algo de nuestra parte”. En concreto, se desarrollaron durante el mes de marzo dos actividades, una en Santo Domingo, sobre alfalfas de GAPP, y otra en Esperanza, sobre cultivos de soja de FN (ver informe central).

Desde la perspectiva de AGH como unidad de negocios en el Grupo CEM, Ochoa dijo que los objetivos pasan “por seguir creciendo y posicionados en la región, estar más con el productor en la parte comercial pero también de capacitación, y continuar el desarrollo de productos con marca propia –por ejemplo, insecticidas, fungicidas, inoculantes-, sino también semillas de soja con licencia de AGH”. La planta clasificadora de semillas es otra de las metas. “Será propuesta de avanzada para toda la región” remarcó.

“Tuvimos un 2011 en el cual se han cumplido todos los objetivos que teníamos. Este año, con la gente que tenemos y los productores, podremos cumplir otros proyectos”, remató.




Leer mas sobre